Blog Tendencias

Dinero virtual

Las Bitcoins son monedas totalmente virtuales: se obtienen y se gastan online. A pesar de que existen desde hace 8 años, en los últimos años se han popularizado y han generado polémicas en países como Estados Unidos.

La tendencia actual de la información es a que cada vez más cosas estén en “la nube”, es decir, ese lugar abstracto e intangible que es el Internet. Existen infinidades de aplicaciones y programas que se encuentran solo vía Web: desde juegos, hasta plataformas para compartir distintos datos entre colegas de trabajo o en el ámbito educativo. Además, la irrupción de las redes sociales ha cambiado radicalmente las formas de socialización.

Tan extremo ha sido el éxodo desde el mundo real al mundo virtual que hasta el dinero hoy puede ser digital. No me refiero al uso de las cuentas bancarias para hacer compras Online, estoy hablando, aunque suene irónico, de verdadero dinero virtual.

Bitcoin, así se llama la primera moneda digital descentralizada y fue desarrollada en 2009. Esta, funciona exactamente como el dinero que utilizamos habitualmente. No hay intermediarios en las transacciones, las compras se activan de forma instantánea y cualquiera puede tener su “billetera virtual” instalada en su computadora sin ninguna condición.

Por supuesto sí se diferencia del dinero tangible por no estar materializada. Pero además, la moneda digital no está regulada por ninguna entidad bancaria ni ningún gobierno. La emisión de dinero virtual depende exclusivamente de la demanda de los usuarios. Esto ajusta el valor de esta moneda a su realidad transaccional, sin embargo el sistema queda por fuera de cualquier política de protección y regulación monetaria.

Por consiguiente, muchos siguen prefiriendo las monedas y billetes reales. Quien siente que el actual sistema financiero es lo suficientemente seguro puede que no se interese aún en esta nueva moneda virtual. Sin embargo, para aquellos que no tienen nada que perder Bitcoin puede significar una nueva oportunidad.

Cada vez son más las páginas que pagan por clickear anuncios o ver video online con las monedas virtuales. La posibilidad que otorga Bitcoin es que el dinero que se gana no debe ser transferido a una cuenta bancaria o a una cuenta de PayPal, sino que la moneda virtual recibida ya está lista para ser usada como equivalente al dinero real. Una nueva forma de conseguir dinero que incluso puede sustituir a la mendicidad.

De hecho, la revista Wired publicó recientemente en su Web un artículo sobre la vida de un hombre que sin casa, ni trabajo, ni familia que lo mantenga, vive del dinero de “la nube”.

Y no se encuentra solo, hay un grupo de estos individuos que recorren lugares públicos en busca de Wifi para recibir dinero virtual con su único bien tangible: la computadora portátil.