Blog Buen comer

¡Desintoxícate!

Cada año, especialmente después de los excesos de Navidad, Año Nuevo y Reyes, casi todos nos planteamos perder peso de inmediato. En esta nota te contamos cómo cuidarte luego de las Fiestas.

Después de los “atracones de las fiestas” el estómago te dice “basta”. Muchas veces no somos conscientes de lo que podemos llegar a consumir esas noches de celebraciones. En una cena navideña o de fin de año se consumen calorías equivalentes a 5 días. Por eso, para que el malestar no se haga constante y puedas deshacerte de esos kilitos de más, seguí estos pasos.

Lo más importante es no consumir comidas pesadas y apostar por las que sean fáciles de digerir. Para el desayuno conviene beber un vaso de jugo de naranja y otro de agua. Los líquidos son esenciales para nuestra salud. Conviene elegir un desayuno liviano, compuesto por yogurt, fruta, pan integral y té o café con leche endulzado con miel, según los gustos.

 

Desintoxícate por una semana

 

Luego de haber probado las delicias de las Fiestas, acompañadas seguramente de bebidas alcohólicas, el cuerpo pide a gritos un descanso. Aquí te damos algunos consejos básicos a seguir:

  •           Consuma abundante cantidad de frutas y vegetales al natural o en jugos.         
  •        Consuma cereales integrales.
  •        Coma más pescado.
  •        Consuma yogures descremados.
  •        Cene liviano: incluya hortalizas, carne magra y fruta.
  •        Evite embutidos, fiambres, manteca, mayonesa y frituras
  •        Reduzca el consumo de sal.
  •        Tome té de manzanilla, valeriana, tilo o cedrón para reemplazar al café.
  •        Muévase más cada día: elija caminar o ir en bicicleta para usar menos el auto, haga una actividad física de su agrado y conviértala en hábito.
  •           Tome sin límite: agua, soda, caldo light, infusiones sin azúcar y gelatina light. Incorpora por lo menos dos litros   y medio de agua al día.

Depuradores totales                                                                              

Depurador 1: Todas las mañanas tome jugo de una naranja, una zanahoria y una pera.

 

Depurador 2: Todas las tardes tome un yogurt descremado con tres cucharaditas de semillas de chía, girasol y lino.